October 20, 2022

ICYMI: SENATOR GILLIBRAND OP-ED IN EL DIARIO: NO PODEMOS DARLE LA ESPALDA A PUERTO RICO…OTRA VEZ

WASHINGTON, D.C.  In case you missed it, U.S. Senator Kirsten Gillibrand published an op-ed in El Diario calling on Congress and the Biden administration to provide funding for long-term investments in the resiliency of Puerto Rico’s electrical grid and other key infrastructure, as well as robust humanitarian assistance for the Dominican Republic, Turks and Caicos, Guadeloupe, and other Caribbean nations impacted by Hurricane Fiona. Senator Gillbrand also wrote about her legislative efforts that would allow Puerto Rico to participate in the Supplemental Nutrition Assistance Program (SNAP), correcting the injustice done to the American island when it was excluded from the SNAP program in 1981.

Read the full op-ed HERE or below:

El Diario: No podemos darle la espalda a Puerto Rico…otra vez

U.S. Senator Kirsten Gillibrand | October 6, 2022

Hubo gran ironía en el hecho de que el Huracán Fiona devastó a Puerto Rico casi exactamente en el quinto aniversario del Huracán María, un claro recordatorio de que la historia se repite.

El Huracán Fiona no pudo haber llegado en peor momento para La Isla del Encanto, que aún se recupera lentamente de la devastación del Huracán María que azotó la isla hace 5 años. Incluso antes de que el huracán Fiona tocara tierra, miles de hogares en Puerto Rico todavía tenían nada más que una lona azul como techo. ¿Te imaginas cómo sería vivir sin techo durante tanto tiempo? ¿Con un huracán acercándose a su casa? Es simplemente inaceptable que tengamos compatriotas Americanos viviendo en Puerto Rico en esas condiciones. Ellos son ciudadanos de los Estados Unidos y tenemos que apoyarlos en su momento de mayor necesidad.

Aplaudo al Presidente Biden por haber emitido una declaración de desastre para Puerto Rico, que abre los fondos del gobierno para ayudar a las personas a pagar viviendas temporales, reparaciones en el hogar y pérdidas de propiedad no asegurada. Puerto Rico ahora también puede acceder a fondos federales para la remoción de escombros, medidas de protección de emergencia y medidas de mitigación de riesgos.

Pero a pesar de las lecciones aprendidas tras el Huracán María, aún debemos hacer más para ayudar a Puerto Rico a reconstruir y mejorar su infraestructura, incluidas sus carreteras, puentes, sistemas de alcantarillado y, especialmente, la frágil red eléctrica de la isla. Debemos asegurarnos de que la infraestructura de Puerto Rico sea lo suficientemente resistente para soportar las tormentas del futuro.

La administración Biden no puede hacer mucho sin más fondos y apoyo del Congreso. Necesitamos ayudar a Puerto Rico no solo a sobrevivir y recuperarse, sino también a reconstruirlo más fuerte y mejor, de una manera más resistente y sostenible.

Le pedí al Congreso que aprobara fondos suplementarios de emergencia lo antes posible para la recuperación de desastres a corto y largo plazo, incluyendo al menos $2.9 mil millones para el “Disaster Relief Fund.” También pedí $1 billón en ayuda nutricional para Puerto Rico. Estoy agradecida de que después de haber hecho la solitud, la resolución de continuidad aprobada por el Congreso autorizó hasta $18.8 mil millones del “Disaster Relief Fund” para Puerto Rico.

Además, presenté legislación para permitir que Puerto Rico participe en el Programa de Asistencia Nutricional Suplementaria (SNAP). El Puerto Rico Nutrition Assistance Fairness Act of 2022 repararía la injusticia cometida contra Puerto Rico cuando fue excluido del programa SNAP en 1981. No tiene ningún sentido lógico que los puertorriqueños que residen en el continente tengan acceso al programa SNAP mientras que los puertorriqueños en la isla, que son ciudadanos estadounidenses, están privados de los mismos derechos que sus contrapartes continentales.

También tenemos que estar preparados para brindar asistencia a nuestros vecinos en la República Dominicana y otras naciones del Caribe afectadas por el Huracán Fiona.

Los puertorriqueños y dominicanos forman comunidades vibrantes y esenciales que desempeñan un papel importante en el estado de Nueva York. Pero a menos que actuemos rápidamente para brindar la ayuda que se necesita desesperadamente, el bienestar de millones de ciudadanos estadounidenses y de nuestros vecinos podría estar en juego.

A cinco años del huracán María, no podemos repetir los errores del pasado. Necesitamos unirnos y apoyar a Puerto Rico y la República Dominicana. Eso es ser americano.